STORNELLI VUELVE A ESQUIVAR LA INDAGATORIA

0
206

En una nueva gambeta, el fiscal Carlos Stornelli resolvió ayer cambiar de abogado: renunció a su defensa Roberto Ribas, quien la ejerció desde el día que empezó la causa de Dolores, y asumió Juan Martín Cerolini. Este letrado todavía no fue aceptado por el juez Alejo Ramos Padilla porque primero tendrá que explicar que no hay intereses contrapuestos entre la defensa de Stornelli y la de otros dos imputados, Marcos Antonio Luffi y Carlos Liñani. Cerolini es abogado del primero y lo fue del segundo. El letrado es muy conocido ya que ejerció la defensa, entre muchísimos otros, de Christian von Wernich, capellán de la Policía Bonaerense durante la dictadura y cómplice de gran cantidad de asesinatos. Un dato llamativo es que Cerolini fue abogado del líder de la barra brava de Boca, Rafael Di Zeo, mientras que Stornelli fue el jefe de Seguridad de Boca. Supuestamente debían estar enfrentados en época de la presidencia de Mauricio Macri en el club xeneize, pero es público y notorio que había connivencia. El cambio de abogado llevó a que el magistrado postergue la indagatoria de Stornelli para el 29 de noviembre, pero antes que nada, este miércoles, Cerolini tendrá que explicar la cuestión de las incompatibilidades.

La fecha del viernes 29 se determinó a raíz de que Cerolini tiene un compromiso en el exterior la semana próxima. Stornelli estaba citado para este viernes y sus allegados hicieron trascender que la intención no es presentar un escrito, sino que el fiscal declare y responda preguntas. Eso podría llevar a que la indagatoria se extienda más de un día, sobre todo teniendo en cuenta que Stornelli tiene ocho imputaciones distintas. Para evitar que empiece este viernes y luego haya una larga interrupción, Ramos Padilla optó por el viernes 29.

Los antecedentes de Cerolini

*Fue abogado de la banda de Los Hornos. Compartió esa defensa con Fernando Burlando. Los cuatro ladrones de ese barrio platense confesaron que asesinaron a José Luis Cabezas de dos tiros en la nuca.

*Fue abogado de policías y militares. El más conocido es Von Wernich, condenado a cadena perpetua ya que, como capellán, presenció asesinatos durante la dictadura y asistía a los policías que mataban y torturaban.

*En la causa AMIA defendió a Carlos Telleldín en un expediente paralelo, pero sobre todo siempre estuvo la versión de que podría presentarse como representante de los sospechados iraníes. Hubo un incidente de envergadura a raíz de una reunión entre Cerolini y Marcelo Martínez Burgos, el fiscal que entonces acompañaba en el expediente a Alberto Nisman. El escándalo llevó a Martínez Burgos a renunciar a esa causa, virtualmente acusado por Nisman de complicidad con Irán. En su momento, Cerolini declaró que Martínez Burgos le pidió que intercediera ante las autoridades de Irán para que no lo mataran, una versión poco creíble.

*Fue abogado del ex jefe de la Policía Federal, Roberto Giacomino, imputado por enriquecimiento ilícito.

*También defendió a uno de los jefes de la barra brava de River, William Schlenker, condenado por el asesinato de Gonzalo Acro.

*Entre muchísimos otros casos, Cerolini fue igualmente el abogado del subcomisario Daniel Gravina, quien apareció con llamadas telefónicas con la banda que secuestró y mató a Axel Blumberg.

El perfil del abogado elegido por Stornelli llama la atención, aunque es uno de los letrados más conocidos entre los que transitan Comodoro Py. Tal vez el fiscal pensó que Cerolini es experto en casos difíciles y su designación es una especie de admisión de que en la causa de Dolores está en serias dificultades.

De todas maneras, antes que nada Ramos Padilla tendrá que aceptar que no existen incompatibilidades con las otras dos defensas que ejerce Cerolini, una en Dolores y la otra en Comodoro Py.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here